Por Mercé Lobo

Para introducirnos en el ho’oponopono les expongo la primera parte de un artículo escrito por Nooriella, donde nos permite introducirnos en el origen del ho’oponopono muy desconocido por la mayoría de la gente.

Explicar lo que es Ho’oponopono, o en todo caso, lo que yo entiendo que es…

El Ho’oponopono que conocemos a nivel mundial es un producto empaquetado, una fórmula precisa, una técnica con método propio de sanación y resolución de conflictos. Muy al estilo americano, los creadores del sistema actual de Ho’oponopono han tomado de la tradición ancestral hawaiana y han combinado con enseñanzas de otras fuentes para sintetizar un método sencillo y eficaz de auto sanación y sanación a terceros.

Pero antes que eso, me interesa mucho conocer los antecedentes de este sistema, la fuente.

Empezando por el nombre y su significado. La palabra ho’oponopono está formada por el vocablo pono, que se traduce como bien, corrección, orden perfecto, lo que es derecho, justo, correcto. La repetición de la palabra ponose utiliza para acentuar el significado de la misma, y la partícula ho’o sirve para formular un verbo. Así, la traducción de Ho’oponopono es hacer lo más correcto, enmendar, corregir.

Ho’oponopono es una práctica central de la medicina tradicional hawaiiana, se usa para alcanzar armonía mental corporal y espiritual (lokahi), por mediación espiritual. La práctica requiere reunión en la que se recitan plegarias y se habla unos con otros para abrir el camino del corazón y encontrar cualquier emoción negativa, malos sentimientos, o cualquier conflicto que afecte a los miembros de la familia. Las emociones de todos son respetadas en silencio y el objetivo es alcanzar el arrepentimiento, la aceptación y el perdón.

En la medicina tradicional hawaiiana se reconocen dos categorías básicas de enfermedades: las enfermedadesmaloko, causadas por un desequilibrio en el interior del cuerpo; y las enfermedades mawaho, causadas por fuerzas externas al cuerpo como podría ser una disputa, odio, celos de alguien, el disgusto de los espíritus antepasados o espíritus guardianes, e incluso por un trabajo de brujería. Similares creencias y costumbres se dan a lo largo y ancho de las islas del Pacífico, por ejemplo que las malas acciones de los padres pueden recaer sobre la salud de los hijos o que las disputas y el mal humor causan enfermedad. Es común entre las culturas polinesias ofrecer la oportunidad de confesarse a los pacientes para encontrar un camino hacia la curación.

Observando las culturas de todo mundo podríamos encontrar infinitos aspectos en común con la creencia de que las malas acciones, la culpa y las emociones negativas pueden causar mala suerte, enfermedad, y toda clase de problemas. Desde sabiduría antigua hasta los conceptos reinventados de la sanación moderna, en todas las edades los humanos hemos observado que la ojeriza puede causar mala suerte a la persona objeto de odio, la ley del karma puede hacernos una mala pasada para darnos la oportunidad de reparar nuestras malas acciones en el pasado, entre los celtas la calumnia era considerada una grave falta por el poder de las malas palabras y la justicia tenía castigos previstos para tal, también la medicina “oficial” cada vez contempla más los aspectos psicosomáticos de las enfermedades, la psicología se centra en traumas y vivencias de la primera infancia para encontrar las emociones estancadas que causan trastornos actuales, y todas las escuelas y sistemas de sanación de tipo holístico concuerdan en la noción de que la causa de cualquier enfermedad se encuentra en los aspectos no materiales de la persona enferma.

Gracias por darme la oportunidad de escribirles este artículo y que ustedes ahora lo estén leyendo.

Os deseo una Paz más allá de la Conciencia.

Lo siento, perdóname, te amo, gracias.

Gracias por darme esta oportunidad de crecer MADRE TIERRA, te amo.

Gracias por darme esta oportunidad de crecer PADRE SOL, te amo.

(Artículo de Nooriella) sanacionnatural.net